Lo está desarrollando Ishtar Studios, compuesto por alumnos de los másteres en videojuegos de U-tad.

El pasado martes terminó el plazo de presentación de videojuegos para los premios PlayStation Talents de este año, el programa de PlayStation para ayudar al desarrollo español y que con los premios reconoce aquellos proyectos de pequeños estudios, universitarios y jóvenes desarrolladores o empresas españolas que hayan facturado menos de 100.000€ al año. Como ya es tradicional, entre los más de cien videojuegos que suelen presentarse a esta convocatoria se encuentran los proyectos en los que trabajan los alumnos de ese curso de los másteres en videojuegos de U-tad. En anteriores convocatorias los alumnos de U-tad han obtenido numerosos premios, y algunos han tenido después lanzamiento comercial como Rolling Bob (premio al juego Más Inovador en la II edición), Khara (premio al Mejor Arte y Mejor Juego para la Prensa en la III Edición), Intruders: Hide and Seek (premio al mejor juego en la III Edición) o Windfolk (premio al la Mejor Uso de Plataformas PlayStation en la V Edición).

Vídeo:

Pulir los controles para el DualSense

Este año se han presentado los dos proyectos que se están desarrollando en las aulas de los másteres en Programación de Videojuegos, Game Design y Arte y Diseño Visual de Videojuegosde U-tad: Ronin Hood Sisters, de FrozenHam Studios y Steelbound de Ishtar Studios. Los dos juegos comenzaron a definirse en enero y los alumnos tienen que ir cumpliendo plazos de entrega como si se tratase de un juego comercial, pero ¿ha supuesto la presentación a los Premios PlayStation un esfuerzo adicional a los ya de por sí intensos meses de desarrollo de un prototipo que suponga su TFM? Desde Ishtar responden: “pensamos que el juego puede funcionar adecuadamente sin cambios en la plataforma PlayStation pero aún así hemos dedicado esfuerzos a pulir los controles de juego para jugadores que usen un controlador, en este caso un DualSense. Esto incluye tanto una distribución de botones medida, como la aplicación de las distintas funcionalidades que el controlador nos brinda, como sus vibraciones que nos permiten mejoran la inmersión de los jugadores en el universo de SteelBound“. Pero han afrontado este trabajo extra con buen ánimo: “siempre que te presentas a unos premios hay un punto de ilusión extra, y se ha visto en el compromiso del equipo las últimas semanas, dando siempre un plus para llegar a los plazos marcados por el certamen con el mejor resultado posible”, dicen desde Ishtar.

Es poco habitual que un proyecto universitario tenga opciones de convertirse en un videojuego comercial, pero U-tad sigue un método en el que los desarrollos de los alumnos funcionan de manera similar a cómo lo harían en un estudio real, lo que propicia su posterior comercialización. Ganar un premio PlayStation o, incluso, llegar a finalista, puede suponer un impulso extra de calidad para los juegos y de confianza para los alumnos, tal como reconocen desde Ishtar Studios: “”Aunque somos conscientes de nuestro progreso desarrollando SteelBound, vemos los PlayStation Talents como una oportunidad para que profesionales de una gran compañía juzguen nuestro trabajo y nos den su punto de vista. Cualquier premio ganado sería un gran orgullo para todos y cada uno de los miembros del equipo de Ishtar Studios, y una gran motivación cara a plantearse continuar como equipo en el desarrollo de SteelBound.

Un juego con un cooperativo dinámico

Steelbound tiene algunas bazas interesantes que pueden hacerle destacar, sobre todo su carácter cooperativo, una característica poco habitual en los videojuegos actuales. Además, no solo los jugadores tienen que trabajar juntos para avanzar sino que sus papeles van cambiando constantemente a lo largo de la aventura, según cuál de ellos lleve la espada maldita que es uno de los elementos básicos de la historia. El personaje que porte este arma tendrá el rol de brawler, con mayor capacidad de causar daño en los enfrentamientos con los enemigos, y el otro será el support, que utiliza magia de viento para moverse por el terreno y apoyar al brawler, y es quien puede reclamar la espada al otro personaje, y es una acción obligatoria ya que la espada corrompe la vida de quien la blande. Esta mecánica es innovadora, y el estudio se ha encontrado con que tienen que ir creando las bases en las que se asienta “lo que ha supuesto un esfuerzo extra para todos los departamentos”, dicen desde Ishtar.

Aunque inicialmente los dos personajes iban a ser de muy diferente extracción social, al final parece que el estudio ha optado por convertir a los dos en príncipes babilonios hijos de Gilgamesh, quien les encarga que lleven la espada a su lugar de nacimiento para frenar la corrupción que está trayendo al mundo a legiones de demonios. En cualquier momento puede cambiar el papel de cada personaje, y así salir airosos de los combates. El support puede facilitar los golpes que propine el brawler con magias dirigidas al enemigo el escenario como hacer que un jarrón caiga sobre la cabeza del enemigo y lo deje atontado y juntos pueden lanzar ataques combinados.

Además de los combates, habrá puzles que tendrán que resolver los dos personajes también cooperando con habilidades propias (por ejemplo, el support puede elevar el terreno) y habrá momentos para la exploración de los escenarios, inspirados en la Babilonia antigua, con el desierto, edificaciones bajas, templos, ciudades hoy olvidadas y bellos jardines con fuentes.

Steelbound define su jugabilidad y su mundo al presentarse a los premios PlayStation

By

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *